sábado, abril 30, 2011

imagen y pulsaciones

Yo miraba la televisión como buscando informes, notas breves, algo que explicara que en nuestro corazón también había pulsaciones. Y sin embargo, nada. De nosotros, sólo fútbol y dictadura. Por aquel entonces una imagen ideal de Caminito incitaba vacaciones.

miércoles, abril 27, 2011

un poema de Janina Degutytė

Historia

La historia. La historia no es rollos de papiros,
pergaminos amarillos secos,
no mármol en pedestales.
La historia está grabada en el corazón humano,
en la esperanza, en la memoria,
en las revoluciones, las revueltas,
las estacas de los herejes,
la verdad de los lunáticos,
traiciones,
triunfos, cadalsos, coronas,
campos de concentración,
la marca de los esbirros.
Todo esto puede ser encontrado
en el corazón humano pequeño e infinito-
garabateado, escondido, cerrado-
en el corazón que
late bajo tu palma,
el corazón
que a cada momento
pasa por no identificado.
La historia. La historia
es como música
como la campana viva
en la capilla de Vilna.


Janina Degutytė (Lituania)
Publicado en http://www.efn.org/~valdas/degutyte.html
Traducido del lituano al inglés Gražina M. Slavėnas
Traducido del inglés por Myriam Rozenberg


domingo, abril 24, 2011

un poema de Celedonio Flores

Villa Crespo


Barrio piringundín, barrio malevo
donde aprendí a mancar la vida maula
en mis días papusos de purrete
compadrito y piernún, callao y taura.

Barrio de contras bravas, tus hazañas
que rubricaron fieras puñaladas
deberían saberlas los mocosos...
En la escuela tendrían que enseñarlas...

Mirador de Seghezo, arquitectura
estilo medieval..., medio-romántica:
parecía decir con voz de macho:
el que no es malandrín, de aquí no pasa.

La quinta de la Lunga, los perales,
tentación de pandillas malandrasas,
entrevero de piernas y de alambres
cuando el tano tiraba la mancada.

La academia San Jorge, la academia...
donde cobraban cinco la bailada;
"Si me habré compadriao mis chirolitas
despatarrando cortes y quebradas".

El Mocho, el Cachafaz, Pata de Alambre,
David, La Portuguesa y el Lagaña;
los hermanos Balijas y Fresedo
(El pibe Paternal, de larga fama).

Allí manqué debute las miserias
de los fiocas varaos a pan y agua,
y el amor que se acaba en el ayuno
del que quiere vivir de salto y carta.

El café Venturita y los Istueta,
los matinés y los bailes de Peracca.
El café La Morocha y el barbijo
de Arolas, compadreándole en la cara.

Arroyo Maldonado, barbijo taura
que en las aguas del Plata desangraba,
cara al sol, como un hombre sin renuncios
del que acecha en la sombra y no da cara.

Arroyo Maldonado, cuneta rea,
agua-fuerte brutal de mi barriada,
hablar de Villa Crespo y no nombrarte
es tirar las palabras a una zanja...

Es decir que a este barrio milonguero
como a vos lo ha tapado la ignorancia...
Yo florezco en jardines con mis versos,
vos ahora no sos más que una cloaca...

Celedonio Flores (Argentina)
Publicado en Todo tango

miércoles, abril 20, 2011

las jóvenes y el sol


(Caramel- Nadine Labaki)


Para la tía Rosa
no estaba en uso
el espejo

Las jóvenes se creen sol

Rosa ríe por pantalones
que tiene que encoger

Pero María
-llamemosla así
porque ella quiere-
precisa borrar
esos antiguos fantasmas
que anidan en la piernas

Rima canta
busca alguien
a quien cortar cabellos
volverla eco
de su ella

La otra sabe el final
de la película
-no por nada la dirige-
Aún así
corre atrás de un hombre
que nunca tiene rostro
quiere saber
y en el acuario ve
la hija que nunca habrá
de ser la propia

Se pincha el globo

Mejor buscar la ley
que dé seguridad
que marque reglas

La tía Rosa se saca
el maquillaje
y llora

Camina de la mano
de su hermana
vieja y loca

El sol es cosa de las jóvenes

domingo, abril 17, 2011

un poema de Gitl Schaechter-Viswanath

Lavandería

Ropa limpia
blanqueada
seca
apilada en todas partes

Sacudimos silenciosamente
una camisa
una media
ropa interior

Apoyada agradablemente
suave y
cuadrada
manos ágiles
lado por lado.

La pila desapareció.
Entre nosotros crece
un abismo
prolijo
limpio
frío.


Gitl Schaechter-Viswanath (Estados Unidos)
Publicado en http://wordswithoutborders.org/article/sorting-laundry/
Traducido del yiddish al inglés por Zackary Sholem Berger
Traducido del inglés por Myriam Rozenberg

miércoles, abril 13, 2011

el fuego ajeno


                                         (La chica de la fábrica de cerillas- Aki Kaurismaki)




I
Se mueve la ciudad
pero aquí adentro
sólo anda la máquina

II
Parar las cajas
mirar si el embalaje
está bien hecho

III
Nada es suficiente
detrás de un tango triste

IV
Ya se advierte
que en esa casa oscura
el vestido rojo
causará problemas

V
Agua, jugo, caña, ducha finlandesa
Vómitos en el baño laboral

VI
Puta, cheque y renacuajo

VII
Vacíos que se llenan
en una botella
de veneno

VIII
Solo queda esperar
como una planta muerta

IX
Tantos años fabricando
el fuego ajeno

domingo, abril 10, 2011

un poema de Aco Sopov

Leyendo las cenizas

Arde dentro del fuego, poema,
que encendiste tú mismo.
Las palabras se esparcen y desaparecen
dentro de las cenizas de las piedras.
Lector de las cenizas,
ves el drama histórico allí,
que viene del fondo de aquella primavera oscura.
Te rescaté, poema, del pico de un pájaro,
que vuela a través de mi sangre,
a través del cielo rojo de mis venas ardientes,
a través de los cables de dos mundos que se contradicen,
a través de amaneceres de cambio desconocido.
Te rescaté del enojo de los íconos;
aquellos espectros desagradecidos,
que capturan la luz mientras golpean
la lanza del guerrero de piedra,
y desde los sueños de aquellos
que son mayores que los sueños que los atraen,
y renacen tan pronto como se extinguen.
Ahora somos dos mundos, dos enemigos,
dos lados en conflicto,
que estamos ahora en guerra sin tregua
puñal contra puñal.
Quién es derrotado? Quién es vencedor?
Quién se levanta con cicatrices importantes?
Arde dentro del fuego, poema,
que encendiste tú mismo.


Aco Sopov (Yugoslavia)
Publicado en http://giorgi10.tripod.com/id52.htm#to_have_a_shop_in_struga
Traducido del inglés por Myriam Rozenberg

viernes, abril 08, 2011

un poema de María Calcaño

Poema para una joven judía

La lluvia ha abierto la ventana
frente al retrato de ella.

Llueve distinto,
delante del silencio que te pasa por la cara.
Como frente a una casa
donde hubiera una niña
muerta entre espejos.
Como si con los pies desnudos ella viniera,
Y la castigara el polvo de muchos caminos…

También la lluvia trae
la misma voz del agua.
Vejez del agua pintada en el recuerdo.
Tiempo de la ola
¡Inmensidad del mar
a espaldas de la ola!

¡Qué poca cosa es esta casa
cuando miro sus ojos!

¡Ya no llueve!
Pero ella sigue viendo llover.

Debió ser medianoche
cuando partió a la lejanía.

María Calcaño (Venezuela)
Publicada en Antología histórica de la poesía venezolana

miércoles, abril 06, 2011

un poema de Adisa Basic

Día de guerra común

-abrir tus ojos. levantarse.
-despertarlo.
-prepararlo para la línea del frente
-darle una rutinaria despedida, sin llorar
-traer agua
-tomar un baño
-preocuparse acerca del período perdido
-depilarse las cejas
-leer el mismo libro por quinta vez
-aguzar tus oídos para los disparos en dirección donde el monta guardia
-irse en búsqueda de harina
-correr a través de las calles
-escuchar una explosión
-sentir el soplo del metal o la piedra
-recostarse
-tocar tu herida con tus dedos
-lamer sangre
-acostarse un largo tiempo
-no llorar
-abandonar
-abrir tus ojos. levantarse.


Adisa Basic (Bosnia-Herzegovina)
Publicado en http://www.joinercenter.umb.edu/Programs/Cultural%20Exchange/Poems-Adisa%20Basic.htm
Traducido del inglés por Myriam Rozenberg

lunes, abril 04, 2011

escollos

Andando con la abuela de mi brazo
vi el colapso de las calles
los desniveles que dejó el árbol arrancado
después de la tormenta.

Un sinfín de pozos peligrosos limita la distancia de los pasos
ya cortos, temblorosos, por la edad.

Cascotes de una obra abandonada
¿Qué nos quieren señalar? ¿Qué nos desean decir?

Caminábamos lentamente hacia la iglesia.

Nunca entendí que hubiera que atravesar tantos escollos
para llegar a Dios.

sábado, abril 02, 2011

un poema de Sid Cedering



                                                                (Heliox Gi-Calzinger)



Manos

I
Cuando me quedo dormida
mis manos me abandonan.

Levantan lapiceras
y dibujan criaturas
con cinco plumas
en cada ala.

Las criaturas se multiplican.
dicen: “Somos grandes
como las manos
de tu padre”.

Dicen:”Tenemos
los nudillos
de tu madre”

Les digo:
“¿si son manos
por qué
no tocan?”

Y las alas golpean
el aire, aplaudiendo.
vuelan

alto codos
y muñecas.
Abren ventanas
y dejan las habitaciones.
Se posan en las copas de los arboles
y se esconden bajo los arbustos
mordiendo

sus uñas. “Manos”
las llamo.
Pero es otoño

y todas las criaturas
con alas
se preparan para volar
al Sur.

II
Cuando duermo
las sombras de mis manos
vienen hacia mí.

Son más suaves que plumas
y cálidas como criaturas
que han estado cerca
que el sol.

Dicen: “ Somos el donante”.
Y cuentan sobre naranjas
creciendo en los árboles.

Dicen: “Somos el buque”
y narran todos los viajes
a través del agua.

Dicen: “Somos la copa”.

Y me remuevo en mi sueño
las manos aprietan gatillos
y cortan
arboles pero

las sombras de mis manos
meten sus cabezas
debajo de las alas
esperando
la mañana

cuando voy a despertarme
trenzando

tres hebras de pelo
en una.

Siv Cedering (Suecia)
Publicado en http://www.poets.org/viewmedia.php/prmMID/15716
Traducido del inglés por Myriam Rozenberg