lunes, noviembre 12, 2007

los cambios de la historia


-Eso está por verse- dijo la maestra al alumno.
Después de haberle encontrado los machetes prolijamente escondidos sobre las rodillas, él mintió que eran apenas los resúmenes, que él había estudiado.
Lo hizo pasar al frente.
-Mire el mapa. Señale la capital de Montenegro.
Mientras un sudor frío le corría por la espalda maldijo los cambios de la historia.
“Quince años atrás, esta pregunta no existía” pensó. Y no pudo contestarla.

1 comentario:

laveron dijo...

jajajaja!
Brillante. es como en mi cuento de Las partes del ave, esos mapamundis que ya no sirven de nada.
saludos Myriam!