martes, octubre 30, 2007

grito en la avenida


(Guayasamin - El grito)
Vi- viiiiiii.........
Gritó como un oscuro manantial
queriendo escaparse de una cueva
una voz sin trinos
quebrándose
desesperada.
Giré hacia todos lados
busqué con la mirada
el ocaso de tanta exclamación.

Y de nuevo
Vi- viiiiii.......
Oración que no llegó, me dije,
húmeda neblina
atorada de llanto
que arrastra el arenal
hacia el letargo del norte.

Avancé y el clamor no se repitió.
Quedó el mandato que supe descifrar
tras ese nombre de mujer
que como un pecado inconfesable
nunca se hizo visible.

martes, octubre 16, 2007

un poema de Ina Kontvainytė

Sabiduría


“Joven”, pregunté, “qué sabe usted del amor?”
entonces contestó en modismos y suspiros, en palabras incontables
( y muchas fantásticas mentiras) el por qué, el cómo,
la felicidad, el dolor.
No del todo convencida, hice una pregunta más.
Dije, “ Señor mayor, qué sabe usted del amor?
Pero él sólo respondió. “ Es demasiado pronto para contarlo
pero si lo desea, pregúnteme de nuevo. Mañana”


Ina Kontvainytė (Lituania)
En poetry portal
Traducido del inglés por Myriam Rozenberg

madreselva

(Madreselva - Elsa Bouza Campos)


I
Mi abuelo silbaba una fragancia voluptuosa.

II
Mi abuela sabía que en el umbral el amor desgarraba las páginas en blanco.

III
Escribir como una confesión que se hace a una pared añeja.

IV
Un muro que no pronuncia se deja avasallar por ramas intranquilas.

V
Trepa, se arrastra sobre la imperfección de los ladrillos.

VI
Arcilla que hace torres de cápsulas herméticas.

VII
Abrirse como el hilo de agua que se escapa en las acequias.

VIII
El corazón es líquido ambulante que murmura.

IX
Es el rumor de una canción que se desgaja.

X
En voz de Libertad la madreselva sigue viva.

lunes, octubre 15, 2007

un poema de Sandra Costa

(Sueño sur - Donoso)



Por dónde comenzar?
Por dónde comenzar cuando el color del poema
es un rumor de sal que se aferra a mis dedos?

Cuando el brillo de la luna es un hilo de aroma a salitre
que yerra explora se espanta y se deshace
en la claridad marítima de mis senos?

Cuando el perfume de las magnolias es un posible cómplice del viento
que se abriga en nos mis tus ojos en una lágrima de ternura?

Por dónde comenzar?...




Sandra Costa (Portugal)
Publicado en
Ruialme
Traducido del portugués por Myriam Rozenberg

jueves, octubre 11, 2007

brevedades de octubre

(56 mm - Francisco José Ruiz Kunzi)

I
Sigue haciendo equilibrio, el vacío se encuentra en la garganta.

II
La pregunta no brota: por qué me has abandonado?

III
Enarbolando su vestido blanco, la novia y la alianza con el espíritu que vuela.

IV
De rodillas en el piso, dios: el único final.

V
No tiene cómo acariciar. En cada mano, nacieron cruces.

VI
Un cuerpo extraño se enlaza a un tronco muerto. Ahora son dos las lápidas.

VII
Piedra sobre piedra el olvido es una construcción.

VIII
Habrá algo más que esa arena rubia con rostro de hombre?

IX
Volverse santa: otra versión de tanta entrega.

X
Y el mar no llega con su disfraz azul.




jueves, octubre 04, 2007

un poema de Paola Malavasi

Tsunami


Ya ha pasado la ola, se los ha llevado. Nosotros
no los seguimos.
Hay tanto por hacer, ahora tenemos que movernos
como conviene a los vivos
aferrados al aire, como paja elevada
por el viento, atravesada, sin voluntad por el sol.
Una piedra nos ahoga, pero somos ágiles, ves?
Debemos movernos, hacer. Bebemos.
El agua corre por nuestra garganta.
Brillantes, lúcidos, no nos llamemos muertos
ni siquiera esta noche,
sólo algo contagiados.


Paola Malavasi (Italia)
Del libro Tsunami en www.poesia.it
Traducida del italiano por Fabián Cerezo