miércoles, noviembre 13, 2013

un poema de Dirk Wojtczack Vecilla

33


Permanezco ubicado
entre el ángel que guarda la luz
y el diablo que cuida la llama.

Luz y llama, ambas iluminan,
según el intérprete.
no juegues con palabras de verso,
más dañinas resultan que cuchillos y pistolas.

Las palabras dan apariencias
de riquezas y pobreza,
de energía y bostezos,
de vida y muerte,
pero más de gris
que de blanco y negro,
y de tal confusión
sangra lenta la llaga
y más perdura el dolor.

En cambio un puñal acertado
o un disparo atinado
no juega con ambiguedades
y no requiere una discusión.
Punto final es . final.

Dirk Wojtczack Vecilla (Colombia- Estados Unidos)
Publicado en el libro Reservorio (Library of Congress)

No hay comentarios.: