miércoles, octubre 11, 2006

eñe con eñe tacaño eñe con eñe añil

Ñacate!
Viva el español
desempeña su maña el bañista
riñendo con el ñame.
Se ciñe el bisoñé desaliñado
acompaña los coños costeños empañados de roña
se empeña, se despeña, se encañona con
un pequeño cañamo de la India.
Desde el año de ñaupa
le enseñaron el entrañable engeño
de extrañar a las muñecas.
Antes era la niñera
ahora es la niña de la moña
encariñada con un pañuelo que enseñorea su preñez.
Plañidera conoce de señuelos
triquiñuelas
telarañas del tamaño de un miriñaque.
No es gruñona
más bien risueña ,
tiene las uñas con sueños de tiña.
Con qué ponzoña habrá de engañar
al iquiqueño?
En el corpiño de la doña
bruñen dos castañas
o dos champiñones.
La nariz del señor
es como un ñoqui a la boloñesa.
Ella es ñata, ñoña, una ñisca ñufla.


inspirada por DD en el foro Balcón de poesía

2 comentarios:

monica dijo...

che amore, ya imprimi 120 copias deeste poema para mis alumnos chinos!!!! jajaja!!! para que practiquen fonetica, esta genial!!!! a ver, conseguime uno con RR, por favorrrrr
Mil gracias, te juro que manan lo usamos, despues te cuento

Myriam dijo...

loquilla no me des ideas, a ver si hago uno con todas las letras difíciles de pronunciar jaja. besos hasta China, mademoiselle!