miércoles, abril 19, 2006

Pensamientos de Simbad





...inmerso en ti voy al alba con la baja mar hacia el mar.
Pues la muerte es un mundo misterioso que seduce a los pequeños...

Badr Shakir Al Sayyab-El río y la muerte

Lo único que se mueve es el mar.
Todo lo demás es apariencia.
Ciudad que se escribe con mercaderes
y alfombras nunca mágicas.
Bagdad de calles propicias para el grito.
Acorde a los vozarrones de los comerciantes.
Lugar de aburrimiento,
de fiestas de hombres ricos que ya no soy.

El mar es insomnio,
verdades que se aniquilan a cada instante,
porque una ola construye espejos
pero enseguida los rompe
y hay que saber escuchar
los comienzos y recomienzos.
Su sabiduría es eterna,
sus ojos son la lluvia
que no llega al desierto.

La ciudad agobia,
se hace en base a esclavos y mentiras,
a olores de picantes
y murmullos de chismes.
La ciudad tiene sentido
si alguien a su vera te despide,
si agita su pañuelo y lanza un llanto.

Prefiero la amistad de las algas
y los saludos de los peces
que dibujan su vida
donde no llegan las estrellas.
El viaje nunca se detiene
igual que aquellos pájaros
que huelen las mezquitas
y se trenzan en bandadas
hacia el horizonte.

Soy feliz, en el mar,
soy una historia que progresa.
En los barcos deambulo,
libre, como un recuerdo.

No hay comentarios.: